Asi sobreviven los venezolanos exiliados en Colombia: creando arte con bolivares

Imagen referencial. Fuente: La Patilla

Casi un millon y medio de venezolanos han llegado a Colombia a lo largo de los ultimos años huyendo de la lenta y sangrienta agonia del regimen chavista. En las calles de Bogota se les puede ver mendigando, vendiendo empanadas y hasta prostituyendose por poco mas que la voluntad. Algunos, no obstante, han convertido su desventura en arte. Kristian Vasquez, de 28 años, lleva meses ganandose el pan vendiendo retratos de personajes famosos en el centro de la ciudad usando como lienzo bolivares -la devaluada divisa venezolana-. Asi, este joven vende por tres euros efigies de celebridades pintadas sobre billetes de doscientos, quinientos y hasta veinte mil bolivares.

«Empece a pintar sobre ”dinero” porque en Venezuela no tenia ni para comprar telas sobre las que dibujar», relata mientras apura una estampa con la cara Marilyn Monroe apoyado en las regias paredes de la Catedral Primada de Bogota. Vasquez confiesa a ABC que al principio sentia pudor de dibujar las caras de Chavez o Maduro sobre los billetes, hoy son los que mejor se venden. «Es ironico retratarlos sobre las divisas que ellos convirtieron en la nada mas absoluta», explica con impotencia. No en vano, los bolivares no se aceptan ya en casi ninguna casa de cambio de Colombia y estan perdiendo uso hasta en Venezuela, donde el dolar y el peso colombiano ganan fuerza como moneda habitual en tiendas y mercados.

Lea tambien: ¿Por que retiraron la Harina PAN de Argentina? (+Detalles)

«He visto vender estos billetes a peso, de hecho, hace tiempo que tienen mas valor como papel que al cambio», relata por su parte Maria, otra venezolana que convierte el papel moneda en bolsos, carteras y monederos. «Estan hechos de un material muy bueno, a mi me van muy bien», comenta resignada mientras recorta, encola y engancha un pedazo de moneda con la cara de Simon Bolivar, procer de la independencia de varios paises hispanoamericanos que fue elevado a heroe por el regimen de Caracas. Ella llego a Colombia acompañada de su padre y tres de sus ocho hermanas. De noche elabora su mercancia entretejiendo unos billetes que luego, ya en forma de complemento, vende, ironias del destino, a pocos metros de la centrica plaza Bolivar de Bogota.

«Ademas de ganarme la vida, pretendo llevar un mensaje de alerta a los paises vecinos con mis pinturas, lo que paso en Venezuela se puede replicar en otros lugares de la region como Argentina o Peru», advierte Kristian Vasquez. Segun dice, para el el dinero es lo de menos, lo que teme es el ocaso de la libertad en su pais: «Pintando sobre billetes he entendido que a la larga, el dinero es solo papel».

Con informacion de La Patilla